Ocho cosas que debes saber sobre el peeling • Guapísimas

El peeling es el Santo Grial de la estética. Se puede recurrir a él en diferentes momentos de la vida con diferentes objetivos y, bien realizado, siempre da excelentes resultados.

No nos referimos al peeling de tubo que te haces tú en tu casa, sino el peeling médico, que tiene que realizarlo un médico estético o dermatólogo por las altas concentraciones en ácidos que manejan.

Con un peeling se puede producir una exfoliación inducida, pero lo verdaderamente importante es la acción de los principios activos elegidos sobre la piel.

Dichos activos son variados y versátiles: salicílico, azelaico, mandélico, retinoico, láctico, kójico, tranexámico… La clave está en realizar un diagnóstico apropiado del estado de la piel e individualizar el tratamiento.

Te estarás preguntando si el peeling es para ti. Si es ese regalo que te tienes que hacer por San Valentín, por San Solterín o, sencillamente porque tú lo vales.

“Los peelings se realizan para tratar manchas y acné, disminuir arrugas, afinar los poros y mejorar la textura de la piel”, explica la Dra. Laura López Rodríguez, médico estético en The Beauty Concept, centro especializado en belleza de Madrid.

Hay un peeling para cada piel

Decía que todas podemos recurrir a él, por sensible que sea nuestra piel, dado que su mejor baza es que es 100% personalizable y se adapta a las necesidades y condiciones de cada piel.

“El peeling es apto para cualquier tipo de piel, incluso para las más sensibles, ya que podemos personalizar los principios activos para cada paciente”, puntualiza la doctora López.

Cualquier peeling que nos hagamos (sea el ácido que sea), busca mejorar el aspecto de la piel, reparar los daños causados por el fotoenvejecimiento, mejorar el aspecto de las manchas y, en definitiva, reactivar la renovación celular.

Podría parecer que está reservado a pieles muy maduras, pero no es así. Lesiones post-acnéicas y pieles manchadas pueden beneficiarse muchísimo de este procedimiento dermatológico, independientemente de la edad de quien se someta a él.

Por supuesto, no es solo para mujeres. Es más, la piel masculina puede ser candidata para afinar poro, corregir arrugas y ganar en luminosidad e hidratación. Solo hay que dar con la alquimia perfecta.

8 preguntas sobre el peeling en cabina

La palabra peeling significa literalmente “pelar”, es decir, eliminar las capas más superficiales de la piel. Dependiendo de la profundidad a la que se llega con este protocolo se clasifican en: superficiales, medios o profundos, con el objetivo de favorecer una renovación celular de dichas capas, estimular la síntesis de fibras de colágeno y regenerar la piel”

Para entender mejor el peeling (y poner los dientes largos a quien todavía no lo haya probado), ahí van las diez dudas más frecuentes sobre ellos, respondidas por la Dra. López. No te pierdas ni una letra.

1. ¿Qué tipos de peeling son los más solicitados?

“En The Beauty Concept tratamos muchas pieles con el tratamiento despigmentante para combatir el melasma o las hiperpigmentaciones post-inflamatorias, combinados o no, con ácido tranexámico para mejorar el componente vascular e inflamatorio.

También hemos percibido una demanda muy alta en los peelings de salicílico y mandélico para tratar el acné o peelings de tricloroacético y azelaico para el rejuvenecimiento y/o el daño solar, sobre todo, por el uso de las mascarillas y sus consecuencias en la piel del rostro y cuello”.

2. ¿Es un tratamiento que me convenga?

“Los peelings están especialmente indicados para tratar el melasma, un tipo de mancha tipo paño que aparece por causas hormonales. También para pieles desvitalizadas, con tono apagado y cetrino, para suavizar el poro y afinar la textura de la piel y, si tu piel es grasa con tendencia acnéica, para el tratamiento de sus secuelas como son las cicatrices o hiperpigmentaciones”.

3. ¿Cuáles son los principales beneficios?

“Como el peeling activa la renovación celular de las capas de la piel, estimula la síntesis de fibras de colágeno y regenera la piel, sus beneficios son variados: acción antiseborreica, despigmentante, rejuvenecimiento…

Todo dependerá de los principios activos elegidos, de su concentración, del tiempo de contacto y del tipo de piel (fototipo, grosor, sensibilidad…), entre otros”.

4. Protocolo a seguir:

“En líneas generales, tras un diagnóstico, se prepara la piel durante 2 ó 3 semanas antes con ácido retinoico o con una fórmula magistral despigmentante que preparan en exclusiva para TBC en farmacia.

Con esto conseguimos que la penetración del peeling se realice de una forma más eficaz. En consulta, limpiamos cuidadosamente la piel, desengrasamos y protegemos las áreas sensibles (canto externo del ojo, labios y aletas nasales) con vaselina estéril.

A continuación, se aplican varias capas de los ácidos elegidos, se sella el peeling con retinol (para obtener un pelado homogéneo y controlado) y aplicamos un fotoprotector solar”.

5. ¿Tiene efectos secundarios?

“Hay ciertas cosas que se deben hacer después del peeling: No debemos exponernos al sol después del tratamiento. El paciente debe extremar las precauciones usando cremas con FPS 50 para evitar la aparición de manchas.

Si tienes algún evento, el peeling debe realizarse aproximadamente entre 7 y 10 días antes. La recuperación depende del tipo de peeling.

En los superficiales, la piel se recupera aproximadamente en una semana, ya que la exfoliación suele durar entre 2 a 4 días; en el caso de los profundos -aunque estos ya no se suelen hacer-, la piel puede tardar en recuperarse hasta un mes”.

6. ¿Hay que hacer algo en casa después del peeling?

“Debemos lavar la cara con un jabón o crema limpiadora suave, y secar la piel con un paño suave y a ¨toquecitos¨ las primeras 24 horas después del tratamiento. Es muy importante realizar una hidratación adecuada de la piel varias veces al día para también aliviar el picor y la descamación.

Además, utilizar fotoprotección solar de forma estricta, ya que la piel está regenerándose y es más sensible a la acción de los rayos ultravioleta.

Por último, hay que volver, en unos 10 días aproximadamente, a la crema con ácido retinoico o fórmula magistral despigmentante que estábamos utilizando antes de realizarnos el peeling”.

7. ¿Cada cuánto tiempo hay que realizarse un peeling y cuánto duran los resultados?

“Dependiendo de la patología a tratar solemos hacer ciclos de 3 a 4 sesiones separadas al menos 21 días entre ellas, que es el tiempo que tarda la piel en regenerarse.

Depende de diversos factores: del grado de envejecimiento previo, de la edad, de los cuidados posteriores al peeling, de cómo cuidemos la piel o de si utilizamos protección solar de forma correcta”.

8. ¿Cuánto cuesta un peeling?

“Depende de algunas variables, pero el precio suele ser a partir de 150 euros (bono de tres, 400)”.